Páginas

jueves, 18 de junio de 2009

Mi Segundo Cumpleaños

El proximo 21 de Junio habran pasado dos años despues de esto:


Deformación Profesional... le tuve que sacar algunas fotos.

El 21 de Junio del 2007, a las 16:30 de la tarde, carretera El Palmar-Vejer, volviendo de la playa del palmar, a 80 km/h pise una parte del arcén roto e inexistente, reventó una rueda, al frenazo y control del coche, me veo de frente un turismo blanco hacia a mi.

Opción A: estrellarme de frente
Opción B: salirme de la carretera y empezar a rezar


Me quedo con la Opción B: El coche sale volando, por el importante desnivel que había en esa zona.
Aterrizo en una alcantarilla blanca ( enorme ), que pone a 0 mis 80 Km/h mas la inercia del vuelo...

Vuelta, vuelta, vuelta, vuelta... y media ( hasta 4 vueltas y media de campana ) coche ardiendo, Susana no se mueve, la saco por la única puerta que quedaba entera. la Reanimo ( Gracias Cruz Roja por aquel curso de Socorrista ) cuando ya vi que respiraba, me habrio los ojos y me dijo, " me duele la barbilla, huy... tengo sangre ".

Solo recuerdo que me maree y caí redondo.

Una Rotura de vértebra, y un aplastamiento de disco después... Aquí seguimos, dando guerra y agradecidos.

Por eso el próximo día 21, celebraremos nuestro segundo cumpleaños.. 2 añitos.

Y que cumplamos muchos mas...

PD: Con el coche, Precaucion: que hay muchos mas factores que ser buen conductor.

6 comentarios:

Lolo dijo...

Joder Lucas...me dejas sin palabras. No sabia nada de este accidente.

Gracias a dios estais aqui. Aora me siento mejor por tener el titulo de primeros auxilios...

Un saludo...Lolo

Álvaro dijo...

Celebralo... y agradece estar vivo...

conderipoll dijo...

No sé qué decir tío... Mucho ánimo!

occy dijo...

poder contarlo es lo mejor que puedes hacer,y si la verdad afotarlo demuestra vicio o emfermedad?

Miguel Michán dijo...

Joder, menuda experiencia. Yo también debería de celebrar un segundo cumpleaños por causas similares: hace años, en una etapa de mi vida en la que llevaba trabajando tres días con sus noches sin parar me quedé inevitablemente dormido al volante y dejé el coche convertido en un bonito amasijo de hierro y cristal. Partí la luna delantera con la cabeza y tuve que salir a patadas por ella. Eso sí, yo tuve más suerte aún y solo me costó unos cuantos puntos en la frente y algunas horas más de resistir el sueño mientras los médicos se aseguraban de que todo estaba bien. Definitivamente ponerse al volante es una cosa muy seria.

lucas Tozzi dijo...

Muchas gracias a todos por las felicitaciones...

La vida es maravillosa, aunque algunas veces se nos ponga torcida y cueste de tragar.

Siempre hay pequeños detalles, incluso en esos momentos, que al menos a mi, me hacen apreciar este maravilloso don. ( Vivir ).

Aparte no hay que olvidar que todo pasa por alguna razón, que las casualidades no existen.

Un saludo